Tradiciones Navideñas: La Sibila y la coca de cuarto (ESP)

Tradiciones Navideñas: La Sibila y la coca de cuarto (ESP)

Una de las tradiciones navideñas más arraigadas y antiguas de la isla de Mallorca sin duda es ir a Matines y escuchar el canto de la Sibila la noche de Navidad. Esta representación litúrgica, que a lo largo de la Edad Media se extendía casi por toda Europa, con la reforma eclesiástica del Concilio de Trento (s.XVI) se prohibió, al igual que el resto de representaciones litúrgicas, y eso supuso la perdida del canto, a excepción de Mallorca y l’Alguer, donde se conservó prácticamente sin modificaciones hasta la actualidad.

En 2010 el canto de la Sibila se declaró Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO, hecho que ha incentivado su recuperación en distintos lugares, sobretodo de habla catalana. 

La Sibila se canta en Matines, o la misa del gallo, que antiguamente se celebraba a medianoche, a pesar de que en la actualidad la mayoría de las iglesias lo celebran por la tarde, para que la gente pueda asistir antes de cenar. La misa se compone por el sermón de la Calenda, recitado habitualmente por un niño que proclama el nacimiento de Cristo, el canto del Ángel, que alegremente anuncia a los pastores la llegada de Jesús, seguido por el canto de la Sibila, quien profetiza la llegada del juicio final. 

Las Sibilas eran unas figuras de la mitología griega, profesitas paganas que la religión cristiana adoptó (parecidas a los profetas cristianos), i que presagiaban la llegada de Jesús. La Sibila de Matines representa a la Sibila Eritrea, quien según el mito, previó la guerra de Troya. 

La indumentaria de la Sibila de Mallorca es muy parecida a la de la imagen de Francesco Roselli, del siglo XV, con una espada para impartir justicia, una túnica larga y la cabeza cubierta. Antes este personaje era interpretado por curas o niños, a pesar de que en la actualidad suele ser una mujer o chica joven quien lo encarna. 

Antiguamente las familias, después de la misa del gallo, celebraban la noche de Navidad con chocolate a la taza, licor y cocas para acompañar. Tal vez las más comunes son ensaimadas y cocas de patata, de las que os dejo aquí mi receta. Pero también a menudo se consumen cocas de cuarto, que es lo que nosotros hacemos en casa, porque es muy fácil de preparar, muy blandita y sin gluten. ¡Es por eso que con esta receta, que tanto me gusta en estas fechas, os deseo unas felices fiestas!

Coca de cuarto

Una sencilla y esponjosa coca dulce, ideal pera acompañar un chocolate a la taza la noche de Navidad. Lo mejor es que es apta para intolerantes al gluten!
Tiempo de preparación 10 min
Tiempo de cocción 30 min
Tiempo total 40 min
Plato Dulce
Raciones 8

Ingredientes
  

  • 4 claras de huevo
  • 5 yemas de huevo
  • 85 g de harina de patata
  • 115 g de azúcar 

Elaboración paso a paso
 

  • Primero debemos separar las yemas y las claras de huevo.
  • A continuación mezclamos el azúcar con las yemas y blanqueamos.
  • Seguidamente montamos las claras a punto de nieve.
  • Con una espátula y movimientos envolventes vamos mezclando las yemas y las claras, con cuidado de que no bajen. A continuación tamizamos la harina de patata encima i lo mezclamos hasta que quede uniforme. 
  • Metemos la mezcla en un molde recubierto de papel y lo metemos en el horno a 180º unos 25-30 minutos… ¡Y voilà!

Para saber más:



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Recipe Rating